Nuestra Crisis (Laboral) de Educación: Envíen los MOOC!!!!

Por Chris Farrel  para Bloomberg Newsweek. publicado en septiembre de 2012.

 

En el comienzo de los 90, el fallecido economista de trabajo Jacob Mincer reunió a un grupo de periodistas y estudiantes en una conferencia en la Universidad de Columbia. Mincer quería hablar acerca del rol que la educación jugo en ampliar la desigualdad de ingreso/salario.

Entre los participantes estaba Fischer Black, un socio de Goldman Sachs (GS), legendario experto en análisis cuantitativo, y Co-creador del famoso modelo de precio “Black-Sholes”.

La conversación fue alrededor de que incidía para ampliar el hueco de los ingresos entre los trabajadores con un diploma de escuela secundaria únicamente y aquellos con un grado universitario. Black no dijo nada por un largo periodo de tiempo. De repente, el recalco “Por qué estamos hablando tanto sobre la escuela? Lo que se aprende en el sitio de trabajo es nueve a once veces lo que se aprende en la escuela. Yo no sé el número exacto, pero parece un estimado razonable”.

moocss

La conversación paro. Cada asistente movió la cabeza en acuerdo con esta afirmación. Mincer inmediatamente volvió a la discusión de la relación entre los niveles de educación y la desigualdad. En reflexión, la conferencia hubiera sido mucho más productiva usando la perspectiva de Black como el punto de partida para una nueva discusión. La gente aprende mucho en el sitio de trabajo: Mire hacia atrás y piense en lo mucho que ha aprendido en su trabajo al pasar de los anos, comparado a lo aprendido en la universidad o inclusive estudiando para obtener un postgrado.

En muchas décadas pasadas, la solución al lamento de la fuerza laboral de Estados Unidos sobre los trabajadores poco preparados y educados se ha concentrado en una reforma escolar, desde el kindergarten hasta la educación superior. Mejores escuelas son fundamentales por supuesto. Pero cuando se refiere a desarrollar una fuerza laboral que ya está educada, sería más fructífero basarse en la observación de Fischer. Que tal enfocarse en expandir el aprendizaje y el entrenamiento en el sitio de trabajo en una era donde la desigualdad sigue creciendo enormemente-de la misma forma como el conocimiento y las destrezas son inversiones fundamentales en una economía global intensamente competitiva.

Las compañías no están invirtiendo amplios recursos en educación para los empleados, especialmente en una economía tan débil. Por ejemplo, en el 2011 en una encuesta de 1,083 empleados y desempleados hecha por Accenture-una firma de consultoría, encontró que únicamente el 21% afirmo que ellos adquirieron o desarrollaron nuevas o destrezas adicionales a través de entrenamiento corporativo durante los cinco años anteriores. El gasto empresarial en entrenamiento aumento en un 9.5% en el 2011, de acuerdo a una encuesta realizada por Bernsin & Asociados -una firma de consultoría con sede en Oakland. Seguido a un aumento ligero del 2% en el 2010 y una caída del 11% en cada uno de los dos años anteriores. “En resumen, una gran parte del llamado hueco/vacío de destrezas brota de los débiles esfuerzos de los empleadores para promover entrenamiento internacional a los empleados actuales o futuros empleados a contratar” escribe Peter Capelli, director del Centro de Recursos Humanos Wharton en Por que gente buena no obtiene buenos trabajos.

Entran los “MOOCs” por sus siglas en ingles. MOOC no es la abreviación para un nuevo lenguaje de programación informática. Significa “Masivos Cursos Disponibles en Línea”. Estas clases gratuitas en línea son ensenadas por compañías empresariales con nombre como EdX, Coursera, and Udacity. Lo que más está impactando acerca de los MOOCs, es que estos involucran algunas de las más prestigiosas universidades de los Estados Unidos y sus brillantes profesores. Por ejemplo, la empresa Coursera fue fundada por dos profesores de Ciencia Informática de la Universidad de Stanford. Daphne Koller y Andrew Ng. Coursera ofrece clases gratuitas en línea de universidades de gran reconocimiento como Duke and Rice. Udacity fue fundada por tres especialistas en Robótica de la Universidad de Stanford después de que más de 160,000 estudiantes a nivel mundial se inscribieron en línea para la clase ofrecida por la Universidad de Stanford “Introducción a la Inteligencia Artificial”. Edx es una asociación en línea entre Harvard, MIT y la Universidad de California, Berkeley.

Los MOOCs están generando un gran entusiasmo en los círculos de educación superior. Con sus planes de estudios gratuitos de reconocidos profesores, los cursos ofrecen al prospecto estudiante reducir dramáticamente el costo de recibir educación superior de alta calidad, inclusive a millones de estudiantes a nivel mundial. Menos apreciado es el hecho de cómo los MOOCs podrían cambiar también el desarrollo de las destrezas de los empleados y el aprendizaje de por vida en el sitio de trabajo. “Sera transformador” afirma Josh Berson, director ejecutivo de una firma de consultoría que lleva su mismo nombre. Agrega Pat Galagan, editor de la Sociedad Americana de Entrenamiento y Desarrollo. “Las posibilidades parecen inmensas, solo piense en ello y lo que yo se acerca de la industria

El tiempo es oportuno. Por un lado, las compañías han acogido el aprendizaje en línea más que las universidades. El termino aprendizaje en línea fue adquirido a finales de los noventas. Muchas de las ofertas de los cursos en línea son extensas y aburridas. Los MOOCs están trabajando en hacer sus cursos lo suficientemente interesantes para atraer estudiantes. Avances en las tecnologías de información también han mejorado vastamente la entrega de aprendizaje vía Internet. “La tecnología no era lo suficiente confiable hace una década” afirma Peter McAteer, quien fuera director ejecutivo de CorpU, una empresa de entrenamiento a nivel global con base en Harrisburg, PA. “Ha llegado a un punto que permite una variedad de precios”.

e_learning

Por otro lado, las compañías se están alejando del concepto que los empleados se quedaran en el sitio de trabajo durante toda su vida laboral. En cambio, la administración está acogiendo la idea de que debe ofrecer a sus empleados mejores oportunidades para que manejen sus carreras.

Lo más importante, los MOOCs pueden ayudar a resolver el problema de la acreditación. Un gran problema para los empleados de compañías que apoyan el aprendizaje en línea es si la certificación del entrenamiento tendrá valor o peso con otras compañías. Sera que un certificado de un entrenamiento obtenido en una compañía de la Florida ayudara a quienes están en la búsqueda de trabajo en California y Minnesota? Bueno, debiera si los empleados ganan las habilidades en el trabajo a través de un entrenamiento patrocinado por la empresa y que venga con un certificado sellado con la aprobación de una institución de educación superior de alto reconocimiento. “Un tema que causa revuelo es cuando vamos a empezar a ver las certificaciones de un MOOC” afirma Walter Shill, director global senior de la consultoría de administración Accenture. “Todavía no he visto uno en una hoja de vida, pero pronto se verá

Take Empowered Careers. La compañía con sede en Los Gatos-California fue fundada por Steve Poizner, un empresario de Sillicon Valley. El mercado objetivo para esta empresa son los trabajadores más maduros que están enfrentando la necesidad de cambiar de carrera o mejorar las destrezas existentes. Empowered ha identificado un numero de áreas con buenos prospectos para trabajadores de más edad y empresarios, como la administración de salud, consejería universitaria y las empresas ecológicas.

Los cursos de 10 semanas son entregados en un iPad, y el plan de estudios y la certificación vienen de una extensión de UCLA, una reconocida universidad. Desire2Learn es una compañía de educación canadiense que crea plataformas de enseñanza usando la red, recientemente aumento en 80 millones de dólares su capital de inversión. “No estaría sorprendido si vemos 10 compañías o más en un ano, ofreciendo MOOC- como cursos a corporaciones,” afirma Bersin.

Algunas compañías podrían empezar a ofrecer sus propios cursos MOOC como una herramienta de reclutamiento, especialmente en un negocio basado en conocimiento como es la Tecnología. La clave está en prevenir el fraude. Pero asumiendo que se crean sistemas para evitar el fraude, hay que prevenir en las grandes compañías el desarrollo de sus propio plan de estudios y luego ofrecer trabajos a los mejores diez de la clase?  “Yo puedo ver esto comenzar en el campo de la tecnología como una gran herramienta de reclutamiento” afirma Shill. “Haría el reclutamiento a una escala mayor mucho más eficiente y puede hacerse a nivel mundial”.

Eche un vistazo a cualquier estudio sobre el futuro laboral de las compañías americanas y encontrara un mensaje muy claro: las compañías necesitan empleados educados. El modelo de negocio de bajo costo, educación de alta calidad ofrecido por los MOOCs podría transformar en el entrenamiento corporativo y convertir la idea de aprender de por vida a una realidad. Que empiece la revolución.

Articulo original en Inglés http://www.businessweek.com/articles/2012-09-17/our-work-education-crisis-send-in-the-moocs

Sobre el Autor 

Economista – Pontificia Universidad Javeriana, MBA – INALDE: Cuenta con más de 10 años de experiencia en finanzas, trabajó en los sectores financiero, industria y servicios, en compañías como Petroquímica Colombiana, Mexichem SAB CV, y Grupo Phoenix, ha liderado operaciones de deuda estructurada financiera por más de 250 MM USD en Colombia, Venezuela, México y EEUU así como proyectos de modelación financiera especializada para compañías públicas y privadas. Más recientemente ha trabajado con Whitney Intl University System, en la integración de nuevas Universidades a la red, financiación de su crecimiento y capitalización de oportunidades en Educación Virtual

    Mas acerca de mi en:
  • googleplus
  • linkedin
  • twitter