Share, , Google Plus, Pinterest,

Print

Posted in:

Individuo, la construcción de la nueva arquitectura grupal del conocimiento

El individuo representado en esta era, es un constante foco de conectividad, un flujo que nace de uno a muchos y que se comienza a construir una arquitectura de organizaciones, una sociedad que nace del ADN. Estas redes pueden constituir una factor que apoye nuestro desarrollo personal, enfatizando en la responsabilidad que como ser social se tiene con los demás en esta arquitectura.

Una sociedad que vive en un constante cambio, debe comenzar a asimilar nuevos ritmos para aprender, para poder estar a la par del mundo, las estrategias en las que ahora se debe involucrar la comunicación, deben dejar de ser textuales para pasar a ser hipertextuales, enfocando sus miradas en los recursos, demografía. globalización, tecnología, longevidad, una sociedad reestructurada, todo comprendido en un mundo donde los tejidos se han vuelto más profundos y delicados,ya que el individuo está constantemente conectado,  en donde los maneras de relacionarnos se vuelve experiencias dentro de una red, haciendo todo aún más complejo frente a estos a estos cambios constantes.

Los efectos de las red, siguen siendo una causa y un efecto que no se puede medir en repercusiones, ya que el contenido en línea sigue anclado en las formas en cómo las estructuras sociales usen esté o sean impactados por esté, algo así como un efecto mariposa. El individuo frente a una sociedad, tiene hoy en día, está expuesto a la información de todas la áreas, pero es tan denso que la crítica que se puede crear o que se puede generar no es algo puntual.

Todo esto confluye en poder hacer ecosistemas o organismos, donde se pueda adaptar toda esta información en procesos, que articulen la necesidad de aprender, en una forma adaptable de consumo,  dando dentro de estas estructuras, un sentido de lo individual o lo colectivo como parte del engranaje, y como el beneficio del individuo se vea reflejado en el sistema.

Hoy lo que se conoce como una estructura rígida a pasado a estar dispersa por todo el mundo, sin horarios, sin jerarquías; ahora estas formas abarcan países, continentes, diferentes zonas horarios e idiomas, ya no se necesita a un persona en un punto específico, en una lugar y a una hora; ahora todo se ha vuelto una especie de nómada. Donde en un móvil o en una laptop, o en cualquier lugar con acceso a una interfaz, se puede conectar con la oficina, la universidad, familia o amigos.   

La flexibilidad dentro de estas estructuras ha podido permitir que el talento de una persona se desarrolle de manera más libre, ya que no necesitan ser parte de algo tiempo completo, el papel del estudiante, del trabajar, del ejecutivo, del profesor, se traducen en persona autónomas, donde las tareas están entorno a la naturaleza del trabajo actual.

Todo esto abre un camino de competencias y de retos, en donde la creatividad y la innovación en la forma de crear y conectarse, no son solo formas de las tecnología, sino que recaen de manera contundente en el individuo, ya que éstos deben poder crear una capacidades, sentidos y dominios que aporten, construyan, y den solución en una era de personas multitarea, todo esto se debe consolidar dentro de una ambiente de colaboración, ya que esta es la nueva forma de supervivencia en cualquier organización, ya que esto es mantenerse relevante y actual en el mundo actual, pues de estas depende mucho las finalidades de cada organización.

Desde un interés se debe comenzar a construir condiciones en donde la colaboración, sea la construcción de redes que puedan desde la adquisición de conocimientos mantenerse actuales y poder fortalecer unos dominios y prácticas donde se tenga en cuenta la ecosistema del que se hace parte, para poder reflejar todas actividades en una serie de objetivo claro.

Un construcción de una equipo, en donde todos trabajan hombro con hombro, en el cumplimiento de una meta, se debe entender ahora como un espacio virtual, de plataformas, aplicaciones, chats, puntos de encuentro y herramientas donde se mantienen actualizados.

La construcción de una red personal, el formar parte de ella, es una tarea esencial en la actualidad para poder aprender, en donde desde el individuo se está creando un colectivo, se está aprendiendo desde los aportes, las experiencias, desde el conocimiento personal, las habilidades y capacidades, esto nos brindara la oportunidad de mantenernos actualizados, en una constante tarea de aprender. Hacer parte de una comunidad, nos va a demostrar en qué se debe centrar para la construcción, el aporte, las habilidades, y conocimientos, todo desde el compartir y el colaborar.

Estas redes nos abren la puerta a un aprendizaje continuo, ya que es un intercambio constante de formas, bits e ideas, además que desde la experiencia se está contribuyendo, abordando, aprendiendo, en la medida que se investiga y se explora en una solución participativa de un problema puntual. Todo esto nos demuestra que conocimiento pasó de ser complejo, a algo creciente, que disminuye su vida útil en la medida que me actualiza, se confronta y se comparte, haciendo que la complejidad de estas estructuras sean un ejemplo demostrativo.

Estas redes son un entrenamientos, ya que en cada ocasión se está desarrollando un habilidad diferente, una habilidad necesario, las incógnitas tienen varios rostros, y la sintetización de información  entrega una objetivos definidos que se pueden solucionar con una articulación de habilidades que van subsanando las lagunas de los conocimientos, presentado objetivamente aportes puntuales.  

Hay que buscar personas interesante, para y desde donde poder observar, estudiar, retar, evaluar y piensa, en donde los resultados sean compartidos, los hallazgo sean comentarios y participación, dentro de una reflexión de recrear, examinar, reunir, explorar todo esto dentro del diálogo de compartir. Un entorno relacionado con el conocimiento, que no tendría sentido desde lo individual, dentro de un entorno red.

El estado constante  de una información cambiante, complejiza la mirada ambigua de la incertidumbre, ya que las nuevas prácticas ponen en un escenario donde el conocimiento es de todos, y no se puede ser el individuo más inteligente, y lo que estas plataformas van a brindar es un conocimiento en un espacio de diálogo, reflexión e interacción desde la construcción grupal.

El conocimiento se comienza a tornar más diverso por la conectividad y la manipulación, la cognición es un vista diferente del mundo, todo deja de ser limitado a hacer parte de una multiculturalidad que asimila el conocimiento desde la diversidad, enmarca el conocimiento desde los social, para recaer en lo individual, en donde el descubrir es lo hace un aporte significativo.

La diversidad de pensamiento, son una formación de ideas que van a recaer en la innovación, las formas, los modos, se traducen en una creatividad que hace complejo el conocimiento. Una ausencia que no es posible y más en una red de aprendizaje, ya que el pensamiento es a partir del grupo.

Las plataformas que permiten la creación de estas redes, desde el individuo debe tener un aporte, de actitud, ya que estás disposición hará que la experiencia sea fructífera, porque está generando en nosotros un compromiso, un esfuerzo y una reflexión, además que un ejercicio mental desde lo personal. La disposición al crecimiento, a la curiosidad, en inversión en la construcción de un ser social, donde siempre va haber oportunidades para mejorar y explorar.

El conectivismo es un inversión de comportamientos, la construcción del individuo a los social, en un impacto profundo en las maneras con cómo se aprende y se definen principios, es una manera asertiva de ganar credibilidad, en la conformación del ser como hago esencial por su desarrollo cognitivo, la creación de un respeto por el pensamiento del otro, sus puntos de vistas, es poder ser agradecido por lo que se aprende, el valorar al otro por sus aportes, es poder ayudar al otro, ser proactivo, poder ser vulnerable par aprender, es saber ser un factor social que aporta, cambia y soluciona.

Sobre el Autor 

Deja un comentario